Justa dimensión

By on septiembre 30, 2018
escuelas

Maestros

Gustavo Santín Nieto

Por: Gustavo Santín Nieto

gsantinmx@hotmail.com

Cartas a Gracia

Asistí recientemente a una ceremonia de graduación del Instituto Universitario Puebla extensión Morelia que se realizó en el Teatro Stella (del IMSS) en la ciudad de Morelia, Michoacán, Gracia. Compartí el gozo de quienes recibieran diplomas por concluir estudios de licenciatura, maestría y doctorado al grado de sentirme parte de un “evento socio cultural” que iniciara con la realización de los honores a la bandera, y prosiguiera con la entonación del himno nacional, el retiro del lábaro patrio a cargo de las alumnas de la Secundaria Federal Revolución Mexicana del municipio de Álvaro Obregón; la entrega de diplomas por niveles entre las que terciaron 3 intervenciones a cargo “del grupo tradicional de música y danza Nana Kutzi (Madre Luna en purépecha) integrado por estudiantes (Esmeralda recibió constancia por concluir sus estudios de maestría en competencias docentes), maestras, maestros y “un empleado”, todos ellos dedicados como lo señalan (nanakutzi.blogspot) a la preservación de las tradiciones Purépechas. Me impresionó la calidad de las piezas musicales y de las danzas que interpretaron, la sonoridad de las Pirekuas lo mismo que lo vistoso de los bailables que escenificaron, entre los que no podían faltar “el baile de las ollitas” -de la que te envío algunas fotografías- y la celebérrima “danza de los viejitos”. 

danza viejitos Hasta el último momento quieren vivir engañados Gracia. Mientras que Peña Nieto pondera en foros internacionales las medidas de política pública que instrumentara, Otto Granados -tercer encargado del despacho educativo- pide evaluar en su justa dimensión a la reforma educativa, sin importar que frente a estas aseveraciones y otras que les precedieran, maestras y maestros, académicos e investigadores del que hacer educativo, políticos en campaña -ahora legisladores- respondieran que el gobierno le había mentido a los mexicanos, que había emprendido una reforma educativa pero que, a 5 años de distancia, en las escuelas se seguía “enseñando lo mismo y de la misma manera”, y que en realidad sólo se habría tratado de “una reforma laboral para someter a los maestros”.

 cnte

No pretendo cansarte con “más de lo mismo” Gracia, empero los temas de coyuntura que platicamos por diversas vías, siguen presentándose -desde la óptica gubernamental- como grandes logros que transforman la realidad del proceso de enseñanza-aprendizaje en las escuelas de educación obligatoria. Y no es así, en las escuelas, maestras y maestros trabajan a la usanza tradicional con el agravante de la carga burocrático adicional que deben entregar cotidianamente. Un Otto más mesurado por las circunstancias, “sugiere” estudiar más a fondo las medidas de política educativa adoptadas por la administración que fenece, aunque admita obligación de hacerlo: reitera que la autocalificada como “reforma sistemática y estructural” Gracia, caminaría en 4 direcciones que les posibilitarían  tener mejores escuelas, maestros, contenidos y logros de aprendizaje”. Y en esas 4 direcciones habría que valorar logros en su justa dimensión para utilizar el lenguaje del último encargado del despacho educativo empoderado por Peña Nieto. 

Otto Granados

¿Mejores Escuelas? La respuesta la proporcionan datos enumerados por quienes piden una justa evaluación; al parecer sí, solo que limitada a 1 de cada 6 planteles del sistema público para las que se invirtieran 75 mil millones de pesos (convertidos por la verborrea de Treviño en 136 mmdp,) provenientes en 2 terceras partes de recursos invertidos en la Bolsa Mexicana de Valores (50 mmdp) y 25 000 mmdp del presupuesto regular que -en el caso de los primeros- obligarán a que las entidades contratantes a pagar en el transcurso de 22 años más, la cantidad concertada originalmente, más  60 000 mmdp de pesos por concepto de intereses, mientras el resto de las escuelas, a pesar del cosmético Programa de Reforma Educativa, continúa careciendo de la infraestructura física indispensable para su funcionamiento.

¿Un nuevo modelo educativo, nuevos planes y programas, y nuevos libros de texto? Creo que estaría por verse Gracia. Cierto que la administración modificó la correlación de fuerzas tras un albazo legislativo y concluyó con la bilateralidad de las relaciones laborales (SEP-SNTE) preexistente en la contratación del personal de nuevo ingreso al Servicio Profesional Docente y del que cubre incidencias, reservándose para sí esta facultad prevista en la normatividad  previa y, no obstante que es la responsable, no concluyó con la asignación de los interinatos en básica y media superior a los cuates, que algunos han detentado hasta 4 años -por necesidades del servicio- y fue opaco en la asignación de las plazas de medio tiempo y por horas y negligente en las contratadas en Superior, al grado de que el SNTE se despachara con la cuchara grande. De los nuevos planes y programas mejor ni hablar puesto, que tanto los de básica y como los de normal, iniciaron en 2018 de manera parcial, salvo en la asignatura de educación emocional y en la sustitución de talleres por clubes, cuestión  que deja en la indefensión a un profesorado especializado, que ahora es utilizado para labores ajenas a las que fue contratado.

escuelas

La autonomía curricular y la de gestión Gracia, ponderadas por Otto, merecen también ser evaluadas con objetividad. Mientras que la primera se aplicaría  al 15% de la currícula complementaria y en áreas determinadas por la autoridad central, la segunda -la de gestión- sólo sirvió para legitimar la esquilma a madres y padres de familia, quienes mediante “aportaciones voluntarias” invierten más de 3 pesos por cada uno de los que las autoridades educativas remiten a las escuelas que son beneficiarias del Programa de Reforma Educativa, y en las que no, corren con todos los gastos.

Total Gracia que aplica aquello de que con la vara que mides serás medido. Evaluada en su justa dimensión -como pide Otto- la reforma educativa resultó calificada como no idónea en la evaluación de las políticas públicas peñistas se realizó en la urnas el 1 de julio.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>