Cochinautas en Casa de la Cultura de Tlalpan

By on enero 30, 2019
800_Representacion-de-WC-en-Cochinautas-Higiene-y-Salud

Por Aketzalli González

Ciudad de México. Enero de 2018 (Agencia Informativa Conacyt).- El Bosque de Tlalpan, al sur de la Ciudad de México, alberga la Casa de Cultura de Tlalpan, un espacio que resguarda la exposición Cochinautas: Higiene y Salud, donde se invita al público a conocer los aspectos más interesantes de la fisiología humana de una forma provocativa y lúdica.

Los responsables de la exhibición son Salvador Mendoza Flores e Ismael Meixueiro Brito, directores comercial y operativo, respectivamente. En entrevista para la Agencia Informativa Conacyt, los creadores señalaron que la muestra goza de una distribución aleatoria y cuenta con herramientas de alta tecnología que permite a los niños tener una experiencia lúdica.

“Es un complemento a la educación no formal. Buscamos generar experiencias y provocar al visitante, con el fin de lograr mayor participación en la construcción colectiva de la salud y la prevención de enfermedades”, indicó Ismael Meixueiro.

Del libro a modelos gigantes

Mediante juegos interactivos y representaciones lúdicas de excrementos gigantes y baños, el público descubre aspectos importantes de la salud. Tal como el dato que en México se producen a diario casi 37 millones de kilos de excremento, lo suficiente para llenar 16 albercas olímpicas; así como saber que un teléfono celular transporta 10 veces más bacterias que un escusado.

La idea de la exhibición nació a partir de El libro de las cochinadas, publicación de ADN Editores S.A. de C.V., y de la autoría de Juan Tonda y Julieta Fierro. Ambos esfuerzos son una suma a la campaña de prevención de enfermedades.

“Tuvimos el apoyo de Juan Tonda en la revisión de los textos. La muestra es una interpretación del libro, un complemento. Si uno lee el libro y viene a la muestra, no encontrará las mismas cosas”, señaló Salvador Mendoza.

El desarrollo del proyecto tardó más de un año y fue auspiciado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), con el apoyo de la Sociedad Mexicana para la Divulgación de la Ciencia y la Técnica AC (Somedicyt) y la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Ciudad de México.

“El reto al que nos enfrentamos fue lograr traducir un texto en una experiencia divertida, que deje algo grabado. Es traducir los conceptos en sonrisas y juegos. Nos interesa que el público se lleve la inquietud de aprender más”, comentó Ismael Meixueiro.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>