Una vacilada la encuesta de Morena frente al dedito de AMLO

By on febrero 28, 2019
amlo
LA CORTE DE LOS MILAGROS

En octubre de 2017 la dirigencia nacional de Morena aplicó una encuesta que definió al que sería su candidato a la gubernatura de Puebla. Dicho estudio resultó tan polémico que uno de los aspirantes medidos en el mismo, Enrique Cárdenas Sánchez, terminó distanciándose de Andrés Manuel López Obrador, y de quien resultaría finalmente nominado, Miguel Barbosa Huerta, al grado que buscó ser gobernador por la vía independiente.

A diferencia de lo que ocurrió en la Ciudad de México, donde se hicieron públicos los resultados de la encuesta levantada por Morenapara definir a su candidato a la jefatura de gobierno, ante las protestas de Ricardo Monreal Ávila que puso en duda la seriedad de ese ejercicio demoscópico, en Puebla el estudio de opinión se reservó por cinco años.

Es decir, se ocultó. Se mantuvo en secreto.

Hoy estoy en condiciones de decirle que tengo una copia de esa encuesta, que pude ver en octubre de 2017, con la condición de no tomarle fotos ni apuntes de sus resultados. Producto de esa hojeada al documento pude redactar un par de columnas “Rodrigo Abdala, el favorito de AMLO que no levanta vuelo” y “Dudas que matan sobre la encuesta de Morena en Puebla”.

En esta última cuestioné la decisión de la dirigencia nacional de Morena de haber optado por Miguel Barbosa que era conocido por menos del 15% de los encuestados, sin tomar en cuenta otros criterios como las opiniones buenas, malas y regulares de los cinco aspirantes y quién de estos garantizaba mayores votos.

De más está decir que mi opinión se perdió y mis críticas fueron ignoradas, ante la decisión que López Obrador había tomado a favor del entonces senador Miguel Barbosa.

A 16 meses de distancia, hoy puedo decirle con los pelos de la burra en la mano que la encuesta de Morena de octubre de 2017 fue una vacilada y que estos fueron sus principales resultados:

De los 5 aspirantes Barbosa era el más conocido, pero sólo por el 14.7% de los electores, seguido por Enrique Cárdenas y Abelardo Cuéllar con el 5.5 y el 4.1%.

El aspirante con más opiniones buenas era Enrique Cárdenas con el 32.1%, seguido de Rodrigo Abdala y Miguel Barbosa con el 17.4 y 17.3% respectivamente.

Enrique Cárdenas era percibido también como el más honesto con el 17% de las opiniones seguido por Miguel Barbosa y Abelardo Cuéllar con el 12.5 y 12.4% de las opiniones, respectivamente.

De los entrevistados en la encuesta, Enrique Cárdenas era percibido como un buen candidato por el 42.5%, Miguel Barbosa por el 34.7% y Rodrigo Abdala por el 28.9%.

De la muestra de encuestados, el 38.9% dijo que votaría por Enrique Cárdenas, el 29.1% por Miguel Barbosa y el 23.1% por Rodrigo Abdala.

El mayor voto de rechazo en ese polémico estudio del que hoy le doy cuenta lo tuvo Marco Alonso Aco Cortés con el 48.7%, secundado por Abelardo Cuéllar y por Miguel Barbosa con el 45.7 y el 43.8%, respectivamente.

Como el lector podrá observar, la encuesta no fue lo que llevó a la dirigencia nacional de Morena a decantarse por Miguel Barbosa, en lugar de Enrique Cárdenas, en esa elección.

La pregunta es: ¿qué garantías hay de que en este proceso extraordinario no suceda lo mismo, es decir que la cúpula de Morena opte por uno de los tres aspirantes que serán evaluados y medidos, al margen de lo que arroje el estudio de opinión?

Conste que es pregunta.

http://archivo.e-consulta.com/blogs/corte/?p=12842

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>