Anemia, enfermedad silenciosa por desorden alimenticio: IMSS

By on julio 4, 2019
  • Cansancio, malestar, debilidad, falta de concentración y memoria, son parte de los síntomas de padecer anemia
  • El bajo de consumo de carne roja,

 

Como pocas enfermedades, la anemia actúa en silencio y de manera sigilosa se manifiesta por medio de cansancio, malestar, debilidad, falta de concentración, memoria y puede afectar desde niños hasta personas de la tercera edad, siendo el principal factor el desorden nutricional, como la falta de hierro que se encuentra en la carne roja, así lo informó la Hematóloga del Instituto Mexicano del Seguro Social, Balbina Gutiérrez.

La especialista de la Unidad Médica de Alta Especialidad Hospital “San José” dijo que la falta de consumo de la carne roja es una de las principales causas por las que se presenta esta patología sobre todo en el sur de México, ya que la población basa su alimentación en legumbres.

Así mismo detallo que la anemia es la incapacidad de las células rojas en transportar oxígeno adecuadamente y la más común es la anemia por falta de hierro, en el caso de un menor de edad retrasar su crecimiento y disminuye el aprovechamiento escolar, por ello la importancia de detectarla y tratarla a tiempo.

Otras de las maneras en que se manifiesta esta patología es por una palidez en manos, encías, en la parte de adentro de los ojos, se ven muy pálidas las zonas que regularmente tiene un tono rosado, cansancio, sofocamiento, las uñas se deforman en forma de cuchara, se manchan, en caso de los niños encuentran satisfacción en comer tierra o cal y/o empieza a morder hielo con frecuencia, acudir al médico de manera inmediata, así lo menciono Balbina Gutiérrez.

Uno de los mitos más frecuentes en esta enfermedad es elevar el consumo de lentejas, frijoles para curar la anemia, pero no es así, las legumbres no aportan la misma cantidad de hierro que la carne, por ello la importancia de iniciar un tratamiento de manera correcta y bajo supervisión y aumentar el consumo de carnes rojas sobre todo en los niños y niñas ya que muchos de ellos por falta de apetito no lo hacen.

Un tratamiento puede llevar una duración de medio año, sin embargo los cambios pueden notarse a partir del primer mes, todo depende del compromiso del paciente y los padres en el caso de los menores, ya que muchas de las veces al sentirse mejor, regresan a su vida habitual de alimentación y vuelven a recaer, lo importante es hacer conciencia y consumir más hierro

También puede ser una patología escalonada, la especialista hace referencia a que si la madre durante el embarazo no consume hierro, tanto ella como el producto pueden tener anemia y por consecuencia durante la lactancia el menor no la recibe

Por último la Hematóloga del Seguro Social menciono que existen otro tipo de anemias ya que no todas son por falta de hierro, pero se tienen que descartar enfermedades genéticas que causen la patología en otros grados, como parasitosis, sangrados anormales, ulceras gástricas, hemorroides, donde se pierde sangre.

La especialista hace la invitación a los padres de familia o tutores a llevar un control con el pediatra, en el caso de los adultos y geriátricos acudir al médico si presenta alguna de los síntomas antes mencionados

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>