Instala la UNAM e INE Cátedra «Francisco I. Madero»

By on octubre 16, 2019

Para promover los valores democráticos y la cultura cívica, así como el estudio y la reflexión en torno a la democracia actual y sus perspectivas futuras, la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) de la UNAM y el Instituto Nacional Electoral (INE) instalaron la Cátedra Extraordinaria ENCCÍVICA “Francisco I. Madero”.

Leonardo Lomelí, secretario general de la Universidad Nacional, afirmó que la UNAM y el INE deben ser aliados para construir una cultura política que permita a la democracia dar frutos en nuestro país y construir un criterio de exigencia ciudadana para mejorar el desempeño de las instituciones y de sus gobernantes.

Se trata de una tarea a largo plazo, y para contribuir esta casa de estudios debe ir de la mano del Instituto. “Reiteramos al INE nuestro apoyo en ésta y otras iniciativas que contribuyan a consolidar la democracia en nuestro país”, dijo Lomelí, quien estuvo acompañado por Lorenzo Córdova, consejero presidente del INE, y Angélica Cuéllar, directora de la FCPyS.

Córdova recordó que en 2017, junto con un grupo de académicos y especialistas, en el INE se diseñó y comenzó a instrumentarse la Estrategia Nacional de Cultura Cívica (ENCCÍVICA), que constituye el marco institucional en el que se inserta la Cátedra Francisco I. Madero.

En tanto, Angélica Cuéllar refirió que una democracia sin instituciones sólidas y robustas, se debilita. La Cátedra planteará problemas clave para construir mejores instancias y tener debates de altura.

Calidad de la democracia

Lomelí señaló que es relevante promover iniciativas como la Cátedra, pues la calidad de la democracia pasa por la calidad del debate y deliberación públicos, por la opinión pública, la representación, la discusión informada y pertinente, y por la cultura cívica.

En la Torre de Rectoría expresó el apoyo a Fernando Castañeda Sabido, responsable de la Cátedra, académico y exdirector de la FCPyS, e insistió en que la Universidad siempre estará de lado de los proyectos que contribuyan a que México sea un país más libre, plural, democrático y justo.

En su oportunidad, Lorenzo Córdova resaltó que en muchos lugares del mundo la democracia pasa por momentos difíciles, que muestran una fragilidad que apenas hace 15 o 20 años creíamos poco probable. “Presenciamos los efectos de una paulatina, pero constante desafección con la democracia, sus prácticas y sus instituciones, así como del desprestigio de partidos y políticos, y de la pérdida de credibilidad en instituciones de gobierno y parlamentos”.

Nada de esto es fortuito: la pobreza, desigualdad, corrupción, impunidad, inseguridad y violencia son los grandes males, que también son promesas incumplidas de los gobiernos democráticamente electos. Esos problemas han pasado factura y explican buena parte de la deuda social que la democracia exigida al límite no ha podido resolver para millones de personas, subrayó.

Consideró que lo más grave es el debilitamiento de los compromisos fundamentales y el respeto de las reglas de la vida democrática desde el poder mismo.

Es necesario recuperar el sentido de urgencia respecto de lo que acontece a la democracia y cómo enfrentar sus problemas; eso amerita difusión, pero con información y evidencias rigurosas. “A eso pretende abocarse la Cátedra, que arranca formalmente sus tareas en esta alianza estratégica, una más de las que han hermanado a la Universidad Nacional y al INE en la construcción, fortalecimiento y defensa de la democracia”.

El fin de comprender, analizar y difundir el estado actual de la democracia. En fechas próximas se desarrollarán actividades académicas previstas en el marco de la Cátedra, conferencias y sesiones de discusión, así como el diseño y puesta en marcha de un curso masivo en línea, publicaciones y difusión de libros. También, una plataforma digital que contendrá un repositorio sobre las actividades e información académica sobre el debate contemporáneo en torno al tema, informó.

Angélica Cuéllar acentuó la importancia de que sea Francisco I. Madero el símbolo de una cátedra que estudiará los temas contemporáneos de la democracia, cuya apuesta es la construcción basada en los argumentos y no en censuras o ideologías. “Ésta es la postura de la Facultad y de la Universidad”.

Fernando Castañeda, académico de la FCPyS y coordinador del Consejo Académico del Área de las Ciencias Sociales, destacó que la idea de la cátedra es promover la investigación, la docencia y la difusión.

Formada por un comité académico de expertos, está diseñada para ser un espacio de convocatoria, de acercamiento de instituciones y asociaciones civiles. Será un sitio de discusión, con libertad. La página de la Cátedra, en construcción, vinculará los interesados en el tema; la meta es atraer a más personas y contar con más colaboraciones para enriquecerla, finalizó.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>