Las candidaturas de Morena, PAN y PRI en Puebla arrastran decenas de impugnaciones por presuntas imposiciones, trampas y opacidad de las dirigencias de los partidos.

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ha recibido en las últimas tres semanas casi 300 inconformidades de aspirantes poblanos, primero de panistas, luego de morenistas y ahora de priístas.

En el PAN acusan a la dirigente Genoveva Huerta Villegas de beneficiar a amigos y colaboradores; en Morena señalan imposición y hasta venta de candidaturas por parte del dirigente Édgar Garmendia de los Santos, mientras que en el PRI que dirige Néstor Camarillo Medina reprochan favoritismo en la contienda.

Los juicios más recientes se promovieron por aspirantes del PRI a las alcaldías de Chalchicomula de Sesma (Ciudad Serdán); Huaquechula y Amixtlán.

Por separado interpusieron tres recursos contra las designaciones en dichos municipios por considerar que hubo opacidad, falta de certeza y hasta una actuación ilegal por parte del PRI.

En concreto acusan a la Comisión de Postulación de Candidaturas y a la Comisión de Procesos Internos, que se encargaron de asignar las candidaturas.

Sus impugnaciones fueron admitidas en la Sala Regional del TEPJF y se suman a las más de 200 interpuestas por morenistas de diversos municipios, como Puebla, San Pedro Cholula, Tehuacán, Teziutlán, Zacatlán, Acatlán y Huauchinango, donde se postuló a personajes emanados de otros partidos y hasta a exaliados del exgobernador Rafael Moreno Valle.

Biestro impugna elección de Rivera

De las inconformidades en Morena destaca la del diputado local plurinominal Gabriel Biestro Medinilla, quien impugnó el fin de semana la candidatura de Claudia Rivera Vivanco, quien busca reelegirse como alcaldesa de Puebla.

El legislador era apoyado por el gobernador Miguel Barbosa Huerta y afirmó el martes que ganó la encuesta que definió la postulación, pero fue alterada a favor de la edil, aunque admitió que no tiene pruebas de ello.

Su reclamo se suma al de otras dos diputadas locales, Vianey García Romero y Tonantzin Fernández Díaz, aspirantes a la diputación federal del distrito 5 de San Martín Texmelucan y a la alcaldía de San Pedro Cholula, respectivamente.

La primera impugnó la postulación de Mauricio Toledo Gutiérrez y la segunda la de Julio César Lorenzini Rangel, pues acusan que fueron impuestos a pesar de tener mala reputación y ser opositores de Morena en el pasado reciente.

Panistas tumban candidatura

En el PAN también hay inconformidades de varios municipios, entre ellos Puebla, San Andrés y San Pedro Cholula, Tehuacán y Teziutlán.

De los casos destaca el de San Andrés, donde compitieron 26 personas por la candidatura a la alcaldía y ganó el expriísta, experredista y exmorenista Raymundo Cuautli Martínez.

Más de diez aspirantes protestaron, lograron echar abajo la postulación y la dirigencia del partido realizó una consulta a la militancia, pero se consideró una farsa porque solo compitieron Edmundo Tlatehui Percino y Rafael Cuautli Deaquino, y ganó el primero.

Tanto la primera designación como la consulta fueron impugnadas en el TEPJF, pero ningún asunto ha sido resuelto, igual que las impugnaciones en Morena y el PRI.