Cartas a Gracia: Ni a su jefe ni a su “jefa” respetan

By on octubre 20, 2014

Con retraso Gracia por si quisieses repetir la mala experiencia y vinieses a Puebla por motivos deportivos, te comparto a través de estas líneas, que el 8 de octubre quien dirige de manera interina el Instituto Estatal del Deporte anunció que el 30 de noviembre se realizará la versión 2014 del Maratón Internacional de la Ciudad de Puebla. El o la maratón, cuestión de género como quieras llamarle, se acompañará por carreras de entre 5 y 21 kilómetros. La convocatoria, retrasadita también, se encuentra disponible para consulta en la página del maratón de Puebla (http://goo.gl/hhZG23) en la que se señala que saldrá del Jardín del Arte, aunque carezca de obras de esta naturaleza, a las 8 horas, que se correrá entre las ciudades de Puebla y San Andrés Cholula –ojalá y eviten calles empedradas y dañadas–, que tras 5 horas abrirán a circulación y que auxiliarán a quienes siguiesen corriendo tras ese tiempo transportándolos a la meta. El mapa de la ruta de o de la maratón, señala también derroteros por donde transitarán las de 5, 10 y 21 kilómetros. Bien que ante pregunta del valenciano, le sugirieras entrenar en Desierto de los Leones y mejor, que invitases a tu equipo –los Teporingos–, para hacerle grata una experiencia que sin duda alguna relatará a otros correligionarios cuando regrese a su patria, a pesar de la lesión de uno de tus coequiperos.

Quisiese que me ayudes a entender la naturaleza de las órdenes que Emilio Chuayffet Chemor, encargado del despacho educativo de la administración de Enrique Peña Nieto y Alba Martínez Olivé, Subsecretaria de Educación Básica, transmiten a sus subordinados Gracia. Te preguntaría para qué serviría la tan cacareada –por Chuayffet Chemor– “Normalidad Mínima Escolar”, si de la noche a la mañana, burócratas de quinta en oficinas centrales locales, burlan las disposiciones que por diferentes medios comunicara el titular de la dependencia a nivel federal. Quisiera que compartieras conmigo que opinión que te merecerían ordenes como la que a continuación pondré a tu consideración y preguntaría si  se pudiese emitirse sin la anuencia de autoridades superiores: “Suspensión de labores por academias estatales”, comunicada a las instituciones educativas mediante oficio que emitiera la Dirección de Operación Escolar de la Dirección de Educación Secundaria de la Secretaría de Educación Pública, en el que se señala que el 16 de octubre del 2014 “con motivo de la Reunión de Academias Estatales, …, la Secretaría de Educación Eestá autorizando que dicho día se suspendan la clases para que sus docentes asistan de 8 a 14 horas. Razón por la cual deberán informar a Docentes y Padres de Familia que el día 16 por las academias no habrá clases” –en planteles públicos y privados–.  Aspiración para lograr que “todas” las instituciones del país cumplan mejor con sus tareas, objeto de estudio en sesiones de los Consejos Técnicos Escolares (http://goo.gl/Sp221D), el cumplimiento de los “rasgos” que definen la “Normalidad Escolar Mínima” y/o de la Normalidad Mínima Escolar” en las escuelas de educación básica obliga, inciso 1, a que “Todas las escuelas brindan(en) el servicio educativo los días establecidos en el calendario escolar.”, inciso 2, a que “Todos los grupos disponen(gan) de maestro la totalidad de los días del ciclo escolar.”, inciso 3, y a que “Todos los maestros inician puntualmente sus actividades.”.

Pero y al margen de la buena o mala intensión que tuviese quien en la Dirección de Educación Secundaria programó esta reunión (de Academias Estatales y las subsecuentes en las que también se suspenderán clases) Gracia, e independientemente de los resultados tanto positivos o negativos que arrojen ésta y las posteriores, coincidirías conmigo, en que por encima de la Normalidad Mínima Escolar, definida por la Secretaría de Educación Pública (federal), el responsable de la suspensión de actividades, debiese conocer que el artículo 51 de la Sección 3 (Del calendario escolar) de la Ley General de Educación (LGE), señala que “El calendario deberá contener doscientos días de clase para los educandos.”, que, y aún y cuando es facultad de las autoridades educativas locales el ajustarlo (fracción III, Artículo 13) , cuestión que debe pasar por una publicación en el Periódico Oficial (dos últimas líneas del artículo 53), es una potestad que corresponde a las autoridades educativas federales (Establecer el calendario escolar aplicable en toda la República para cada ciclo lectivo de la educación preescolar, la primaria, la secundaria, la normal y demás para la formación de maestros de educación básica; …fracción II, artículo 12).

Establecido en la Ley General y en los ordenamientos subordinados, violados por una decisión burocrática, quien emite “la orden” debería tomar en consideración Gracia, que una suspensión “dictada” al cuarto para la hora generaría conflictos entre madres, padres, tutores y quienes ejercen la patria potestad de niñas, niños y adolescentes, quienes no pudieron planear con antelación con quien o con quienes tendrían dejar a sus vástagos, en caso de laborar los dos y/o si de no lograrlo, tomar la decisión de, o confiar en los y las menores y dejarlos solos o no ir la trabajar, cuestión que expone a los adolescentes a riesgos innecesarios en el primer caso y en el segundo mermaría el ingreso familiar.  Tampoco toma en consideración que al margen del “derecho abusivo” ejercido por mayores en contra del “derecho superior de la infancia”, como se interpretaría al priorizar la capacitación del personal docente sobre el derecho de recibir clases previsto en la Ley para la Protección de Niñas, Niños y Adolescentes, no puede disponer a su antojo, por toda una jornada, de maestras y maestros que laboran en escuelas públicas y privadas, y que están contratados por hora clase semana mes, como sucede en la mayoría de los casos y que previamente tienen obligaciones que cumplir en otras escuelas de diferente nivel o en otra ocupación por la que también están contratados. Ni a su jefe ni a su “jefa” federales respetan Gracia, cuando propician el incumplimiento de la Normalidad Mínima Escolar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>