Si viviera RMV… el fuego obradorista lo abrazaría como al gobernador Cabeza de Vaca

By on marzo 8, 2021
Gerardo Perez García
RUMOR SIN FRONTERAS
Por: Gerardo Pérez García
Desde luego que el hubiera no existe.
Tampoco el tuviera.
Pero sí es válido entrar –periodísticamente hablando- al terreno hipotético.
Porque ante las acciones políticas que son expuestas casi a diario, a través de “Las Mañaneras”, del presidente López Obrador, con amplia penetración e impacto mediático-social, aunado al trabajo de la Unidad de Inteligencia Financiera, que se complementa con la intervención de la Fiscalía General de la República, se aprecia con claridad cómo el obradorismo va con todo para derribar, doblegar y exiliar a los políticos de oposición que representen un peligro durante el proceso electoral del domingo 6 de junio.
El ejemplo claro está con el gobernador de Tamaulipas, el panista Francisco Javier García Cabeza de Vaca, quien está a un paso de ser desaforado en la Cámara de Diputados a solicitud de la Fiscalía Federal, bajo la imputación de lavado de dinero, defraudación fiscal y delincuencia organizada.
De consumarse… sería el primer gobernador en ser desaforado.
Acotándose:
El mandato de Cabeza de Vaca inició en octubre de 2016 y concluirá en octubre de 2022.
-Pero-, el desafuero de un mandatario panista impactaría en el corazón de los estados gobernados por Acción Nacional y que se renovarán en junio venidero, como son Baja California Sur, Chihuahua, Nayarit y Querétaro.
Y en las restantes 11 entidades que también elegirán mandatario: Baja California, Campeche, Colima, Michoacán, Sinaloa, Tlaxcala, Guerrero, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas.
Ahí está el quid.
SI VIVIERA MORENO VALLE
Lo anterior lleva a abordar el escenario hipotético con la interrogante:
Si viviera Rafael Moreno Valle… ¿el fuego obradorista lo hubiera abrasado como al gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca?
Veamos.
Moreno Valle era senador de la república y líder de la bancada del PAN –del 2018 a 2024-
En la Cámara Alta, el ex mandatario poblano había conformado una real oposición legislativa al presidente de México.
Y propinó severo revés político-electoral a López Obrador al lograr que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación ratificara la victoria de su esposa Martha Érika Alonso Hidalgo como gobernadora de Puebla, por cuatro votos a favor y tres en contra.
Triunfo que derrotó al candidato de Morena, Luis Miguel Barbosa Huerta, pese a la triunfal ola de Andrés Manuel en la elección de julio de 2018.
López Obrador y Morena arrasaron en Puebla, pero su candidato Barbosa Huerta perdió la gubernatura.
Y Francisco Javier García Cabeza de Vaca es mandatario del PAN, de octubre 2016 a octubre 2022.
Y Moreno Valle, en la etapa final de su mandato, respaldó y financió candidatura y campaña de Cabeza de Vaca en Tamaulipas.
El tamaulipeco era uno de los “delfines” en el norte del país que agrupó Moreno Valle rumbo a su aspiración presidencial de 2024.
De ahí el cuestionamiento hipotético:
¿Si viviera Moreno Valle… estaría bajo las brasas ardientes del fogón, como lo está hoy Cabeza de Vaca?
¿El gobierno federal, vía la Unidad de Inteligencia Financiera, hubiera indagado y documentado quién protegió y se benefició con las cuotas millonarias que daba el cártel del huachicol a las autoridades de Puebla?
Porque hay hechos reales –que no hipotéticos-:
Durante el sexenio de Moreno Valle imperó el robo de gasolina a los ductos de Petróleos Mexicanos de 2013 al 2017.
Hasta 2012, en Puebla había un promedio de 110 tomas clandestina, pero de 2013 a 2017 se disparó hasta sumar MIL SEISCIENTAS perforaciones a los ductos de PEMEX.
Lo que llevó a obtener ingresos ilícitos por… ¡tres mil millones de pesos!
Como también es real y verídico que su secretario de Seguridad Pública, Facundo Rosas Rosas, tuvo que irse por “la puerta trasera” –en 2015- al detener elementos del Ejército Mexicano al director de la Policía Estatal, Marco Antonio Estrada y al jefe del agrupamiento élite Gafes, Tomás Méndez, al ir custodiando un convoy de camionetas con bidones de gasolina robada.
Lo relevó Jesús Rodríguez Almeida y el huachicol continuó “viento en popa”.
Nada cambió.
Hipótesis que aterrizaría con la gobernadora Martha Érika Alonso Hidalgo:
¿Estarían investigando los recursos que utilizó en su campaña por Casa Puebla?
¿Estaría bajo la lupa de la Unidad de Inteligencia Financiera?
¿La Fiscalía General de la República también hubiera solicitado a la Cámara de Diputados el desafuero de Alonso Hidalgo?
Historia que queda en el escenario hipotético.
Martha Érika y Rafael murieron en trágico accidente aéreo el 24 de diciembre de 2018.
Fallecimiento de la primera mujer gobernadora de Puebla –y la primera del PAN en todo el país-
Lo que llevó a la elección extraordinaria en 2019, donde Miguel Barbosa ganó y hoy mandata el estado.
Realidad que se traduce:
Si Martha Érika Alonso no hubiera muerto… Barbosa no sería gobernador.
¿O no es así?
Al tiempo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>